Entretenimiento

Robó a su empresa 154 millones de dólares para invertirlos en bitcóins hasta que el FBI frustró sus planes

Elon Musk advierte cuál es la "mayor amenaza" para la civilización moderna

En la segunda mitad de mayo, por ejemplo, bitcoin cotizaba entre aproximadamente 46.700 y 37.000 dólares, mientras que este miércoles 22 de diciembre el valor de un solo bitcoin ronda los 49.000 dólares

La investigación del caso tiene ya algún tiempo y en ella han participado el FBI en coordinación con Sony, Citibank, la Policía de Japón y las autoridades judiciales del país asiático. Por esto, en junio pasado un tribunal californiano ordenó la incautación de los fondos desviados

Por Infobae

¿Quieres recibir nuestro exclusivo boletín informativo en tu correo? ¡Suscríbete a #BoletinPatilla! Según la demanda radicada en un juzgado federal de California, el pasado mes de mayo un trabajador de Sony Life Insurance Company Ltd., llamado Rei Ishii, desvió la multimillonaria suma a su cuenta bancaria personal, aprovechándose de un movimiento de fondos entre distintas cuentas financieras de la empresa.

Para hacerlo, falsificó las instrucciones de la transacción de la empresa, que está radicada en Tokio (Japón), logrando que los fondos terminaran en una cuenta a su nombre en un banco de California.

Con el dinero robado, Ishii compró más de 3.879 bitcoins, que a precio de hoy tienen un valor total o superior de 180 millones de dólares, y los transfirió a una ‘billetera fría’, como detalla el comunicado del Departamento de Justicia.

Una ‘billetera fría’ es un dispositivo que sirve para guardar criptomonedas y que no está conectado a Internet.

Con esta movida, el robo supuestamente perpetrado por Ishii habría aumentado en valor gracias al alza en las cotizaciones de la criptomoneda, la cual debido a su carácter fluctuante ha tenido picos altos y bajos este año.

En la segunda mitad de mayo, por ejemplo, bitcoin cotizaba entre aproximadamente 46.700 y 37.000 dólares, mientras que este miércoles 22 de diciembre el valor de un solo bitcoin ronda los 49.000 dólares

La investigación del caso tiene ya algún tiempo y en ella han participado el FBI en coordinación con Sony, Citibank, la Policía de Japón y las autoridades judiciales del país asiático. Por esto, en junio pasado un tribunal californiano ordenó la incautación de los fondos desviados.

Para hacerla efectiva, los investigadores obtuvieron la clave privada que permite acceder a los bitcoins, que ya han sido incautados.

Ishii, por su parte, ha sido acusado penalmente en Japón por el desfalco a la empresa.

“Los delincuentes deben tener en cuenta que no deben confiar en las criptomonedas para ocultar a las fuerzas del orden sus ingresos obtenidos ilegalmente. EE.UU. coordina ampliamente con sus socios internacionales para prevenir el crimen y recuperar los fondos robados”, destacó el fiscal federal interino del distrito sur de California, Randy Grossman.